Sí, las mascotas también se resfrían

Con la llegada del frío y el invierno, nuestros peluditos pueden notar los cambios de temperatura y también se constipan, por este motivo es importante protegerlos del frío. En este artículo te explicamos las enfermedades más habituales que pueden padecer nuestras mascotas en invierno, cuáles son los síntomas y qué debes hacer para ayudar a tus mascotas a sentirse mejor.

¿Podemos prevenir su resfriado?

Las mascotas, al igual que los humanos, con la llegada del frío su sistema inmunitario puede verse más débil y como consecuencia que su salud sea más vulnerable y por lo tanto, puedan resfriarse o notarse más débiles. Por eso, durante esta época hemos de prestarle mayor atención a su sistema inmunológico para mantenerlo al 100%. A continuación, os proponemos algunas acciones fundamentales que pueden ayudar a mejorar su sistema:

  1. Asegúrate que tu mascota tenga la cartilla de vacunas al día.
  1. Ofrécele a tu mascota una dieta rica y equilibrada con productos que se adecuen a sus necesidades según la especie, raza y edad.
  1. Mantén una correcta higiene tanto del área donde vive, juega y come, como de tu peludo, así evitaremos la contaminación y posibles enfermedades.
  1. Ejercita a tu mascota diariamente, pasea al aire libre, juega con él, pero ten en cuenta que si hace demasiado frío, debes limitar el tiempo al aire libre y si das largos paseos, asegúrate de mantener a tu perro activo y haciendo ejercicio.
  1. Evita la exposición a climas extremos como corrientes fuertes de aire y cambios bruscos de temperatura.
  1. Si se moja bajo la lluvia o bien le das un baño, asegúrate de secarle bien el pelo, para que no tenga la sensación de humedad.
  1. Durante esta época, también debes prestar especial atención a que tu mascota permanezca lejos de radiadores, estufas o chimeneas, ya que podrían quemarse.
¿Qué síntomas puede presentar mi mascota?

Reconocer los síntomas de un resfriado en tu mascota es el primer paso. Sus síntomas son muy similares a los de las personas. Las señales más comunes que nos indican un resfriado animal son:

  • Secreción nasal y aumento de la mucosidad: Si observas que su mucosa cambia su densidad y color habitual, indicará que nuestro peludo seguramente este resfriado.  
  • Tos: Es uno de los síntomas más habituales.
  • Estornudos: Aunque no es un síntoma muy común, tu peludo puede estornudar con más frecuencia de lo habitual.
  • Decaimiento y agotamiento corporal: Veremos que nuestra mascota se siente más triste, cansado e incluso puede perder el apetito.

Si notamos alguno de los anteriores síntomas, será muy importante observar si se agravan o mejoran y ver cómo evoluciona el estado de salud de nuestro animal. Si en un par de días no observamos una mejora o aparecen otros síntomas como fiebre, silbidos al respirar o temblores, es indispensable que acudas a tu profesional veterinario. Detectar con tiempo un resfriado ayudará a tu peludo a superar la enfermedad rápidamente.

Sí, está resfriado, ¿y ahora qué?

Una vez detectado y diagnosticado el resfriado, es importante ayudar a nuestra mascota a pasar de la mejor manera posible este malestar. Os dejamos algunos consejos para ayudar a tratar el resfriado y que tu mascota logre una pronta recuperación:

  • Evita pasear a tu mascota de casa durante unos días, ya que podría empeorar. Mientras nuestro peludo se recupera, será muy importante favorecer su descanso.
  • Asegúrate que tiene suficiente agua limpia para hidratarse.
  • Limpia y ventila su entorno, sin exponerlo a corrientes de aire.
  • Si el veterinario le receta medicamentos, adminístraselo cuando toca.

Es muy importante mantener el sistema inmune de tu mascota fuerte y sano y saber cómo cuidarlo. Esperamos que este artículo te ayude a prevenir y tratar el resfriado común en tu mascota y a su correcto funcionamiento de salud y defensas.

¡Te animamos a que descubras nuestra gama de productos de salud y defensas!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba