Pharmadiet Veterinaria: 5 consejos para cuidar de tus mascotas en verano

5 consejos para cuidar de tus mascotas en verano

El verano es una buena época para disfrutar de nuestro peludo, tenemos más tiempo libre, hay un buen clima para hacer actividades en el exterior y eso hace que las mascotas disfruten mucho en esta estación. Aun así, debemos ser conscientes de los posibles problemas que puede conllevar, para nuestra mascota, las altas temperaturas y el clima seco, característicos de verano.

Para evitar este tipo de problema podemos llevar a cabo una serie de medidas preventivas sobre el cuidado de los animales. A continuación, te exponemos 5 consejos para cuidar de tus mascotas en verano:

1. Evitar la exposición al sol

Los golpes de calor son uno de los más comunes, estos pueden ser provocados por una gran exposición al sol o simplemente por estar en ambientes muy calurosos. Por lo tanto, se deben evitar situaciones dónde las temperaturas sean muy elevadas.

No debemos dar paseos al mediodía, tampoco dejar a nuestras mascotas dentro de los vehículos y vigilar por las zonas en las que andan, corren o juegan, ya que superficies como el asfalto o la arena pueden alcanzar una temperatura muy elevada y provocarle quemaduras en las patas. También podemos utilizar crema solar especial para mascotas, (sobre todo en aquellas que sean de piel y pelo claros, cortos y suaves)para ser untada en aquellas zonas donde no hay pelaje, como trufa u orejas. Los perros que tienen la piel oscura son menos sensibles al sol.

Por lo tanto, lo ideal es sacarlo a pasear a primera y última hora del día y llevar siempre agua encima. Para aquellos peludos que les encanta tomar el sol, deberemos refrescarle constantemente y guiarle hacía una zona con sombra.

2. No rasurar el pelaje

Existe la creencia de que el pelaje de los perros les aporta mucho calor, por lo que solemos rasurarles el pelaje a nuestras mascotas en verano, sobre todo a aquellas razas que son de pelo más largo. Por el contrario, muchas razas tienen este tipo de pelaje porque les hace de aislante térmico, tanto en épocas frías cómo calurosas les protege de las altas temperaturas, rasurarla no ayudará a su temperatura corporal. Además, cortar el pelaje puede dejar desprotegidas algunas zonas de la piel de nuestro peludo.

Una solución para no rasurar el pelaje es cepillarles a menudo, así se elimina el exceso de pelo que pueda causar alguna molestia a la mascota.

3. Proteger a nuestro peludo de parásitos y mosquitos

Los mosquitos y los parásitos acentúan su incidencia en épocas de altas temperaturas. El verano hace que éstos proliferen y puedan llegar a ser una molestia para las mascotas. Debemos vigilarlo al andar por el campo, en zonas boscosas o ajardinadas y alejarnos de aquellas zonas donde haya hormigueros, avispas y orugas procesionarias.

También es importante proteger a nuestro animal con productos antiparasitarios, de esta manera estaremos previniendo la incidencia de éstos en los animales.

4. Llevar una buena hidratación

Uno de los mejores remedios contra el calor es la hidratación. El agua es el principal elemento que ayuda a que nuestros animales no sufran un golpe de calor. Es por ello, que siempre deben tener una fuente de hidratación a su alcance. Además, podemos ofrecerle hidratación no sólo con agua, sino también mezclando el pienso con leche o agua para que su alimentación tenga un aporte de hidratación extra. ­

Los animales eliminan el exceso de calor mediante el jadeo (una respiración fuerte que pueden tener en momentos de sobresfuerzo, cansancio, excitación o calor). No obstante, debemos estar atentos al comportamiento de las macotas y si detectamos algo, consultar con nuestro profesional sanitario.

Además, será de vital importancia refrescar asiduamente a nuestro peludo ya que, ayudaremos a disminuir la sensación de calor y que lo pase en grande jugando con el agua.

5. Proporcionar una alimentación sana

La alimentación, igual que la hidratación es otro elemento clave para el bienestar de las mascotas, sobre todo en épocas como el verano. El sobrepeso es un problema que puede facilitar los golpes de calor en las mascotas, y es por ello por lo que el animal debe mantener una dieta equilibrada.

Según la raza, será mejor reducir la cantidad de comida a proporcionar, por lo tanto, lo mejor es consultar con el veterinario cuál es la mejor forma de alimentar a nuestro peludo para que éste se mantenga hidratado durante los meses de verano.

Siguiendo todos estos consejos seguro que las mascotas pasan una agradable época de verano, jugando y disfrutando con nosotros.

¡A disfrutar del verano!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba